Tu lenguaje es tu signo

La poesía es un mundo que se esconde más allá de lo aparente...
Diana Ivizate

viernes, 1 de mayo de 2015

Perfume de mujer

PERFUMADA
Me perfumé desnuda
después que tanta agua
se deslizara fresca por mi cuerpo,
el perfume en mis dedos iba tocando tersa
la piel y los hirsutos
pendientes del deseo...
Recorrí cavidades, estaciones desiertas,
montañas y recodos,
y pétalos que tiemblan
cuando tus labios tocan
y humedece tu lengua.
Y luego me tendí sobre la seda roja,
blanda y abierta,
y llegaron lacayos, y suspiraron reinas,
el rey dio jaque mate
con damas negras.
Pareció que llegabas
cuando ya yo me iba...
Entraban y salían los que lo deseaban,
el perfume embriagaba...
Los pétalos, la lengua,
la seda roja, el cielo,
las damas negras.
Ya pierdo la noción,  el orden de las cosas,
me cuesta respirar
sin pedir mariposas,
siento en toda la piel un gran revoloteo...
¿Es un delito, amor,
perfumarse el deseo?
(Diana María Ivizate González,  YO TE HE QUERIDO EN SUEÑOS.  Valencia,  Aduana Vieja Editorial,  2014)

Publicar un comentario